Baño pequeño

Baño pequeño

¿Poco espacio para tu baño o aseo?

          Si eres de las/los que tienes poco espacio para tu baño o aseo, seguramente ya te habrás leído cientos de recomendaciones sobre el «mini baño o baño pequeño». 

          Cómo decorarlo, cómo distribuirlo, qué colores utilizar, cómo hacer que visualmente parezca de mayor tamaño, y sobre todo que no usar o hacer.

          Pero, ¿y sobre los sanitarios?. La importancia de la elección de un sanitario u otro para una mini baño o mini aseo, no depende exclusivamente de la utilización de un menor tamaño de los mismos.

Recomendaciones para escoger el lavabo de tu baño pequeño o "mini baño"

          Uno de los mayores tips a tener en cuenta sobre las diferentes posibilidades es el tipo de obra o modificación que vamos a poder realizar

          No es lo mismo el hacer una nueva instalación, dónde podrás colocar todo a tu gusto desde el inicio. Que la realización de una reforma, dónde te tendrás que adaptar a las instalaciones que ya tienes. 

          Así mismo, también deberás valorar si tan solo quieres hacer un pequeño cambio de decoración y distribución, o si por el contrario quieres hacer una reforma completa.

          Una vez tengas definido el tipo de obra o cambio a realizar, podrás escoger el lavabo que mejor se adapte a tu proyecto y necesidades:

1º.- Un baño pequeño, «mini baño» o un «mini aseo» no implica la instalación de un mini lavabo. 

          Por ello, debes conocer todas las medidas, y posibles espacios o rincones desaprovechados para sacarles partido. 

          Así por ejemplo, para el caso de que tengas una pared larga en una habitación poco profunda, puedes instalar un lavabo largo y estrecho. Consiguiendo de esta forma una gran encimera con mucho espacio útil.

Baño pequeño. Lavabo plano doble

 

2º.- Grifos.

          Opta por la instalación de grifería empotrada o de techo. Esto te permitirá instalar encimeras o lavabos más estrechos al no necesitar espacio para el grifo. 

Lavabo Piatta. Casa Decor. Interiorista Blanca Hevia
Lavabo Piatta. Casa Decor. Interiorista Blanca Hevia

 

Lavabo Kubik. Casa Decor. Interiorista Blanca Hevia
Lavabo Kubik. Casa Decor. Interiorista Blanca Hevia

 

3º.- Desagües. 

          Un pequeño truco, dile a tu instalador que gire el sentido del desagüe o sifón, para que quede paralelo a la pared en lugar de hacia adelante, de esta forma podremos acercar más el lavabo a la pared sin que sobresalga.

Lavabo plano de diseño
Piatta para Casa Decor 2019. Interiorista Blanca Hevia

 

4º.- Lavabo volado o suspendido.

          Si hay un montaje por excelencia que te ayudará a ganar espacio y sensación visual de amplitud, es la instalación de lavabos volados o suspendidos en la pared. El «suelo desnudo» nos ofrece una percepción de mayor amplitud.

          Además te permite la instalación a cualquier altura, lo que los convierte un lavabo muy adecuado para niños, o personas con movilidad reducida que necesitan sentarse o utilizan sillas de ruedas.

          La limpieza es mucho más sencilla y rápida, ya que no tiene un mueble o recovecos sobre los que tengas que detenerte y prestar especial atención.  

Lavabo suspendido
Piatta volado. Casa Decor. Interiorista Blanca Hevia

 

5º.- Lavabo en pedestal

          El lavabo en pedestal te permite su instalación sin necesidad de tener que atornillarlo a la pared, y por tanto realizar obras o agujeros en la misma.

          Habitualmente son lavabos de poco diámetro y que podemos colocar en cualquier rincón o esquina.

          Otra de sus grandes ventajas es que podemos «esconder» la tuberías y canalizaciones a través del pie. Sobre todo en aquellos casos que tengamos el desagüe directamente en el suelo. 

          Lavabos como Kubik o Zyl, nos ofrecen un diseño innovador, moderno y exclusivo, que no pasarán desapercibidos para tus invitados.

Kubik
Kubik para Casa Decor 2019. Interiorista Blanca Hevia

 

ZYL
Lavabo Zyl. Casa Decor. Interiorista Blanca Hevia

 

6º.- Lavabo sobre encimera o exento.

          Es la versión más clásica del lavabo, sobre todo si necesitamos espacio de almacenaje.

          La colocación del lavabo sobre otra encimera o sobre un mueble nos permite poder ganar espacio de almacenaje bajo el mismo. 

Lavabo sobre encimera

 

Kubik en encimera

 

7º.- Lavabo a medida. 

          En muchas ocasiones vas a necesitar realizar piezas a medida que se adapten a tu espacio. Bien porque tienes algún retranqueo de pared, una columna, una puerta, u otros elementos estructurales o de instalación que no puedes cambiar. 

Retranqueo pared

 

8º.- Instalaciones sin obras. 

          Puede que también te encuentres en la dicotomía de querer cambiar por completo tu lavabo, pero no puedes realizar obras. O pudiendo realizarlas el trabajo de albañilería ya está finalizado y no puedes volver a empezar. 

          Para este caso te recomendamos la colocación de un mueble a medida para tu lavabo. Un diseño sencillo que pueda sujetar tu lavabo, o incluso que te permita apoyar algún objeto en el mismo, pero sin que nos «robe» espacio o ligereza visual. 

Lavabo sobre mueble

 

9º.- Menos es más.

          «Menos es más», una famosa frase que se transforma en una premisa para el baño pequeño, «mini baño» y «mini aseo». 

          El diseño, las piezas únicas y espectaculares que visten o decoran por si solas cualquier espacio, se convierten en el must imprescindible para los espacios más pequeños.

Lavabo Piatta. Marbella Design Fair. Interiorismo In Out Studio
Lavabo Piatta. Marbella Design Fair. Interiorismo In Out Studio

 

10º.- Doble uso (encimera y lavabo todo en uno).

          Emplea piezas con doble uso. Te ayudará a reducir elementos y a maximizar tu espacio.

          Un ejemplo de ello es Piatta o Kiwa, dos encimeras que cuentan con lavabo integrado en la misma pieza. Diseños pensados para optimizar el uso de la piedra y el espacio, pero incrementando su usabilidad.

Piatta, lavabo y encimera

 

Lavabo Plano de Mármol
Lavabo Kiwa. Casa Decor. Interiorismo Blanca Hevia

 

11º.- Invierte en materiales y ecología. 

          Aunque pueda parecer una obviedad, la inversión en unos buenos materiales, productos sostenibles y ecológicos, además de ofrecer calidad a nuestro baño nos ayudarán a ahorrar en nuestras facturas: 

✅ Lavabos sostenibles y ecológicos

✅ Grifería electrónica o temporizada 

✅ Grifería «inteligente»

✅ Grifería de apertura en frío

✅ Redución del caudal de agua (3l/min es suficiente para tareas habituales de aseo)

✅ Reutilizar 

Miapetra

¿Quieres conocer cuáles son los lavabos que mejor se adaptan a tu mini espacio?

Te invitamos a descargar nuestro catálogo digital

Deja una respuesta